Carta escrita vs. foto de iphone

En ocasiones pasan cosas increíbles (no por espectacular sino por poco creíbles), y cuando lo vemos suele activarse algún tipo de alarma interna que nos obliga a desconfiar de su veracidad.

Se dio hace algunos años una noticia que salió en todas partes (incluso en la tele) sobre una trabajadora asiática en una cadena de montaje. La foto apareció como fondo de pantalla del iPhone que el usuario había adquirido… muchos lo atribuyeron a una campaña de marketing de la propia marca (aunque sinceramente dudo que apple necesite hacer una campaña de este tipo).

Hasta ahí todo bien, sea o no verdad, salió en todos los medios (al menos es España) indistintamente de si era una campaña de marketing o una simple broma de los trabajadores de la cadena de montaje.

Hace poco hubo otro caso, similar pero diferente. Julie Keith, una ciudadana norteamericana se encontró con una carta escrita a mano, en chino y en inglés, escondida en un artículo que acababa de comprar. Unos adornos de halloween.
La persona que escribió la carta, y que la escondió dentro del producto doblándola en ocho partes, denuncia las condiciones en las que trabajan ella y un grupo de trabajadoras que cumplen una condena de trabajo forzado de 15 horas diarias. Más una serie de detalles que dan cierta veracidad a la carta encontrada.

Hasta ahí todo bien, sea o no verdad, y a diferencia de la foto del iPhone, esta noticia no salió en lo medios (al menos en España)… claro, el rigor periodístico seguramente impedía publicar algo que podría ser una campaña de marketing, con el fin de concienciar a las personas sobre las condiciones en las que trabajan (y sobreviven) millones de personas en el mundo.

Supongo que lo del iPhone es más cool, y sirve para cerrar el telediario echándose unas risas…

Ahí queda…

 

Visto en: masr.com.mx
Más info en: examiner.com


Grafous :: China Working :: Slave labor prisoners in China :: Trabaja esclavo

Grafous :: Diseño Gráfico Social :: China Working

Grafous 2018 © | Diseño gráfico y programación: Can Cun + David D'Eboli